Tortilla de patatas

Cómo hacer una tortilla de patatas

Tortilla de patatas a la inglesa

La tortilla de patata es un plato muy nuestro muy fácil de hacer y que gusta prácticamente a todo el mundo. Además es asequible, se prepara rápidamente y puede ser combinada de muchas formas diferentes.

Es tan famosa que ya no solo la preparamos en España sino que en rincones como Inglaterra también tienen su propia forma de hacer la tortilla de patatas y eso es lo que vamos a compartir con vosotros en esta entrada, una receta de tortilla de patatas en versión inglesa.

Tortilla de patatas a la inglesa

Para elaborar este original y delicioso plato necesitaréis los siguientes ingredientes:

  • 500 gramos de patatas nuevas.
  • 6 huevos de tamaño grande (mejor si son de granja)
  • 1 cebolla mediana cortada fina.
  • 3 cucharadas de perejil fresco recién picado.
  • 100 mililitros de aceite de oliva virgen extra.
  • Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)

Modo de elaboración

Comenzaremos precalentando el horno a 160 grados y después pelaremos, lavaremos y cortaremos las patatas en rodajas de menos de un centímetro de espesor y cuando las tengamos todas en un bol les echaremos un poco de sal y las removeremos bien.

Pondremos a calentar el aceite de oliva en la sartén a fuego bajo/medio y cuando esté caliente echaremos la cebolla y rehogaremos la cebolla durante unos cinco minutos hasta que comience a ponerse dorada.

En ese momento añadiremos las patatas, bajaremos el fuego y cocinaremos a fuego lento durante unos 3 minutos. Mientras tanto romperemos los huevos y los echaremos en un bol, los salpimentaremos, añadiremos todo el perejil y lo batiremos para que se mezcle todo.

Echaremos la mezcla de los huevos en la sartén sobre las patatas y las cebollas y lo removeremos. Esa misma sartén la meteremos en el horno hasta que todo esté listo, alrededor de unos 20 minutos aproximadamente, aunque dependiendo del horno puede durar un poco menos, por eso hay que controlar cuando el huevo esté hecho.

Ahora ya solo queda retirar del horno y dejar que enfríe un poco durante unos cinco minutos y ya podremos servirla en los platos a nuestros comensales.

Consejos

La sartén que vayamos a meter en el horno no debe tener mango de madera ni de plástico o cualquier otro material sintético, debe ser una sartén únicamente hecha de metal, porque de lo contrario la acción del calor del horno podría hacer que se estropease el mango y no se pudiera volver a usar.